PROYECTO


“El hombre de la modernidad primero estaba hecho de tiempo ,hoy en día también, y tanto más, de espacio”

Jesus Martin Barbero, Pensar juntos Espacio y Territorios, 2006

heterotopias>

Google Earth es un programa informático que tiene la posibilidad de mostrar la tierra de forma virtual, permitiendo simular un recorrido por diferentes geografías, países, ciudades, distritos y avenidas. En otras palabras, es un atlas mundial, una de las herramientas más modernas y contemporáneas antropológicas, con base en la fotografía satelital.

El artista, mismo flaneúr contemporáneo, decide apropiarse de esta herramienta para visitar el centro metropolitano de Lima con la finalidad de llegar a la comunidad Shipibo Konibo de Cantagallo, ubicada al margen del Rio Rímac. Una vez cerca, en la vía Evitamiento, tiende a cruzar para dar con su destino; pero el programa no se lo permite, se genera un tipo de Glitch, una falla en el sistema, un defecto visual que devela una superficie gris ocasionada por la falta de información espacial del territorio, la cual imposibilita su entrada.

La comunidad Shipiba de Cantagallo proveniente de la región Ucayali constituye la primera comunidad nativa urbana en el Perú (conforme a los criterios del Convenio N” 169 de la OIT para identificación de población indígena), pero también constituye  uno de los espacios más pobres y críticos de la ciudad. Territorio donde crecen y conviven más de 200 familias en una situación sumamente precaria y abandonada.

Esta herramienta virtual ha expuesto  Heteropías  de ciudad al tomar su falla y/o distorsión como metáfora de la falta de visibilidad del propio Estado y gobiernos municipales frente a más de 250 Comunidades en la capital, entre asentamientos humanos y asociaciones de comuneros,  siendo Cantagallo el primer ejemplo de estas. Dicha metáfora plantearía que ante la invisibilidad de aquellas comunidades, estas quedarían relegadas de los planes de inclusión ciudadana, así como de sus derechos de calidad de vida o bienestar humano.

Lima es un territorio que cuenta con casi 10 millones de habitantes, una ciudad que crece cada día, la cual se expande por su conos y valles. Un espacio con diversidad de lugares, culturas y etnias, donde existe una heterogeneidad urbana interconectada por la constante movilidad y transitoria interacción entre sus habitantes. Un conjunto de actividades heterogéneas que el antropólogo Filip de Boeck define como las posibilidades de lo (im)posible que generan y reproducen la vida en la ciudad: La ciudad  concebida como un espacio abierto construido con sus propias lógicas de espacio social.

Describir de otra manera la realidad es comenzar a anticiparla, a imaginarla, a proyectarla.